Tras la tempestad llega la calma

Anónimo - 23 Feb 2012 - 11:48

Tras el temporal de lluvia, viento y nieve que durante las últimas horas ha afectado a la Comunidad Valenciana dejando precipitaciones importantes y muy repartidas por la práctica totalidad del territorio (destacando los 129 l/m2 de Abdet, los 119,2 de Beniarrés, los 105,2 de Gallinera, los 63,6 de Benicarló o los 47,3 de la ciudad de Valencia) y nevadas sobre todo en el interior de la provincia de Castellón; la situación meteorológica vuelve a cambiar hacia un periodo que promete ser tranquilo.

Y es que de nuevo vamos a estar bajo la influencia anticiclónica, con un potente anticiclón situado sobre la península. Bajo esta situación tan estable, y de cara a los próximos días, el tiempo volverá a estar marcado por los cielos casi despejados y las temperaturas agradables en las horas centrales del día.

Bien es cierto que esta situación estable traerá consigo la formación de bancos de niebla en el interior, sobre todo a primeras horas, además de un descenso en cuanto a las mínimas se refiere, con heladas moderadas en las zonas más alejadas de la costa, debido a que los cielos despejados favorecerán la pérdida de calor nocturno.

Volvemos por tanto a recuperar la situación meteorológica que tanto se ha repetido durante este invierno, y que de nuevo aleja de nosotros las lluvias y, sobre todo, el frío intenso, que sigue sin aparecer....

Tras el temporal de lluvia, viento y nieve que durante las últimas horas ha afectado a la Comunidad Valenciana dejando precipitaciones importantes y muy repartidas por la práctica totalidad del territorio (destacando los 129 l/m2 de Abdet, los 119,2 de Beniarrés, los 105,2 de Gallinera, los 63,6 de Benicarló o los 47,3 de la ciudad de Valencia) y nevadas sobre todo en el interior de la provincia de Castellón; la situación meteorológica vuelve a cambiar hacia un periodo que promete ser tranquilo.

Y es que de nuevo vamos a estar bajo la influencia anticiclónica, con un potente

anticiclón situado sobre la península. Bajo esta situación tan estable, y de cara a los próximos días, el tiempo volverá a estar marcado por los cielos casi despejados y las temperaturas agradables en las horas centrales del día.

Bien es cierto que esta situación estable traerá consigo la formación de bancos de niebla en el interior, sobre todo a primeras horas, además de un descenso en cuanto a las mínimas se refiere, con heladas moderadas en las zonas más alejadas de la costa, debido a que los cielos despejados favorecerán la pérdida de calor nocturno.

Volvemos por tanto a recuperar la situación meteorológica que tanto se ha repetido durante este invierno, y que de nuevo aleja de nosotros las lluvias y, sobre todo, el frío intenso, que sigue sin aparecer....