Las Provincias

¿Nevará o no nevará?

Antonio Rivera - 20 Ene 2012 - 13:48

Cuando faltan pocas horas para que la anunciada ola de frío comience a afectar a la Comunitat seguimos teniendo muchas dudas acerca de las consecuencias que dicha entrada de aire frío tendrá en nuestro territorio. Ya les comentaba que son situaciones muy difíciles de pronosticar, porque los modelos meteorológicos, programas informáticos que realizan complejas operaciones matemáticas para estudiar el futuro comportamiento de la atmósfera, siguen teniendo dificultades para acertar estas situaciones en las que el mar Mediterráneo entra en juego.

Lo que sí que tenemos claro es que el descenso de temperaturas va a ser muy importante, dejándonos un fin de semana, y un principio de la que viene, con temperaturas gélidas propias de los días más fríos en nuestra zona. La siguiente gráfica marca la posible evolución de dichas temperaturas para los próximos días en la ciudad de Valencia según el modelo de AEMET

Pero donde comienzan a aparecer las dudas es cuando hablamos de precipitaciones: ¿lloverá o no lloverá?, o mejor dicho y dadas las bajas temperaturas que vamos a tener ¿nevará o no nevará?, y ¿a qué cota?. Aunque la masa fría que nos va afectar es en principio muy seca, el hecho de que se forme una borrasca en el Mediterráneo y de que los vientos lleguen a nuestras costas tras fluir sobre el mar recargándose de esta forma de algo de humedad puede dar más de una sorpresa. Aunque fíjense si es complicado responder a estas preguntas que a estas horas mientras hay modelos que marcan que durante el fin de semana nos quedaremos con el descenso de temperaturas y las lluvias no aparecerán hasta el miércoles, con una cota de nieve para ese día en torno a los 500 metros; otros marcan que el domingo puede nevar hasta al nivel del mar, para después llover de forma moderada el lunes con una cota más elevada.

Muy complicado por tanto para los que intentamos predecir qué puede suceder durante los próximos días, y una prueba más de que los modelos meteorológicos, pese a ser una maravillosa herramienta que nos permite por ejemplo prever una ola de frío como esta con una semana de antelación, aún siguen teniendo cosas que mejorar en situaciones en las que hay que hilar muy fino como en esta. Aún así, qué quieren que les diga, si me gusta la meteorología es por cosas como estas: la atmósfera, pese a los esfuerzos de los humanos, sigue siendo el escondite perfecto del azar y de lo inesperado.